“Todos hemos bajado la guardia en la pandemia, especialmente jóvenes”: Cardenal

“Todos hemos bajado la guardia en la pandemia, especialmente jóvenes”: Cardenal

Gilberto Valadez

Aguascalientes, Ags.- Se han relajado las medidas de seguridad por la pandemia en todo el país, reconoció el cardenal José Francisco Robles Ortega, quien hizo especial hincapié en cuanto al sector juvenil de la población.

“Tristemente creo que hemos bajado la guardia todos, especialmente los jóvenes en este clima de vacaciones: muchas reuniones y muchas fiestas sin las medidas necesarias, pues ahí se ha dado el contagio”, subrayó el también arzobispo de Guadalajara.

En conferencia de medios registrada en oficinas de la Catedral de esta ciudad, Robles Ortega abundó que la iglesia católica en México seguirá cancelando actividades masivas, ejemplificando que en Jalisco se pospusieron las celebraciones de la Virgen de Zapopan.

“Como el año pasado, se suprime un gran acontecimiento que es la Romería de Nuestra Señora de Zapopan, se hará virtual y creo que las medidas que han tomado las autoridades son prudentes, pues está comprobado que las concentraciones son foco de infección”, declaró.

Al respecto, el príncipe de la iglesia consideró que debido a la pandemia, los fieles mexicanos se han venido acostumbrando a mantener la tradición de la misa, pero ahora por medios masivos como la televisión o redes sociales. “La gente encontró más comodidad en vivir su fe en los medios. Es más cómodo seguir la misa en casa y con la opción de ver a quién escucha en la misa. Pero es importantísimo la asistencia presencial”.

En cuanto al nombramiento de un nuevo obispo para Aguascalientes, cargo que está acéfalo desde diciembre pasado, Robles informó: “lo único que puedo decir es que el proceso que hace la iglesia se está dando: presentación de candidatos, la consulta que hace el Papa Francisco a través de la nunciatura en México. Ese proceso ya se está dando para presentarle al Santo Padre la posibilidad de algún perfil”.

El purpurado estuvo en Aguascalientes para oficiar una misa al presbiterio local, celebrada en Catedral.