Se solicita contralora competente… Informes en la alcaldía de Aguascalientes

Se solicita contralora competente… Informes en la alcaldía de Aguascalientes

 

El Clarinetero

Aguascalientes, Ags.- Reza el sabio adagio que “El primer acto de corrupción que un funcionario público comete es aceptar un cargo para el cual no tiene las competencias necesarias”.

Josefina Zermeño Díaz aceptó ser la titular de la Contraloría Municipal de esta urbe aprovechando que en un acto de inclusión política el Alcalde Juan Antonio Martín del Campo eligiera a una profesionista del Colegio de Contadores de Aguascalientes.

Sin embargo, no todas las decisiones populistas son acertadas y más aún cuando al paso del tiempo no se ven resultados positivos y se encaprichan en mantener su designación hasta el resto de la gestión.

Desde su llegada a la administración, Josefina Zermeño Díaz impuso sus condiciones: línea directa con el alcalde, autonomía en sus decisiones, cero compromisos y nula cooperación institucional con las demás áreas

Sin experiencia en auditoria gubernamental y en el servicio público, su último empleo antes de ingresar a la administración panista fue ser maestra y contadora general de la empresa familiar del ex diputado del Partido Movimiento Ciudadano, Luis Enrique Estrada Luévano, el Colegio Lincoln AC desde el año 2007 hasta el 2013.

Si fidelidad laboral y política  (aunque ella lo niegue)  se la debe al ex Secretario de Finanzas de la administración de Luis Armando Reynoso, CP. Raúl Gerardo Cuadra García ya que inició sus pininos desde 1987 hasta 1992 en el despacho GOSSLER, SC como Auditora y posteriormente regresó en 1997 hasta el año 2007 como Gerente del Departamento de Auditoría en el mismo despacho CUADRA y ASOCIADOS, SC (GOSSLER) con Raúl Cuadra Aréchiga.

Sin embargo, es difícil creer que el Colegio de Contadores haya propuesto un perfil sin experiencia en auditoria gubernamental y procesos de control, lo creíble puede ser que fue una propuesta de Raúl Cuadra aprovechando que Josefina Zermeño es miembro del mencionado Colegio y así legitimar el requisito impuesto por el alcalde.

Además pareciera ser que en el Colegio Lincoln no estaban cubiertas sus expectativas a pesar de su doble función ya que el Instituto de Educación de Aguascalientes la requirió jurídicamente con notificaciones de embargo domiciliario por un crédito educativo que no pagaba por su Maestría en Fiscal cursada en la Universidad del Valle de Atemajac.

Es la razón que visualizó en el servicio público la mejor y más remunerada forma ganar dinero sin mayor esfuerzo.

Hasta el momento no ha habido resultados tangibles para la administración municipal que encabeza Martín del Campo puesto que no se ha anunciado ningún proceso administrativo o investigación sobre alguna irregularidad; no hay procesos abiertos de la pasada administración ni sanciones o recursos resarcitorios que lo demuestren.

Asimismo existe una total opacidad y nula rendición de cuentas toda vez que la ciudadanía cuando se solicita información vía transparencia el encargado de la Unidad de Enlace Oscar Rodrigo Castañeda Martínez siempre responde negativamente argumentando que el artículo 104 del Código Municipal faculta al Órgano de Control Interno para declarar la solicitud improcedente.

Pero como será improcedente si el mencionado artículo dice las atribuciones de la Contraloría en revisiones y auditorias programadas y hasta donde se sabe la Contraloría Municipal nunca ha miostrado ni a los Regidores y Síndicos un Plan de Auditoria ni resultados de investigaciones.

Por cierto curiosamente Oscar Rodrigo Castañeda se desempeñó también como responsable de la Unidad de Enlace de Transparencia en la Contraloría Municipal durante la gestión de Lorena Martínez Rodríguez y en el trienio de Gabriel Arellano / Adrián Ventura inicialmente laboró como Asesor de Asuntos Jurídicos de la Secretaría de Seguridad Pública y Tránsito Municipal para posteriormente ser incrustado en la Contraloría Municipal.

Lo evidente fue que encontró más confianza y relación de trabajo con gente de administraciones priístas y no del propio Partido Acción Nacional ya que con la “mano en la cintura” dispuso el cese fulminante de la ex diputada local del PAN y esposa de Luis Humberto Pérez de la Serna, María del Carmen Villa Zamarripa como Coordinadora Jurídica y del ex regidor del PAN, Dennys Eduardo Gómez Gomez quien se desempeñaba como Director de Auditoria de Gestión Operacional.

En fin, Josefina Zermeño quien no recibe a nadie en su bunker le vale “tres cacahuates” lo que opinen de ella al ser la principal responsable de un acto de corrupción al haber aceptado un cargo para el cual no tiene la capacidad requerida.