Proespa incrementa vigilancia en el Río San Pedro

Proespa incrementa vigilancia en el Río San Pedro

Redacción

Aguascalientes, Ags.- La Procuraduría Estatal de Protección al Ambiente redoblará las acciones de vigilancia e inspección en las inmediaciones del Río San Pedro, luego de que se detectaron algunas irregularidades en la zona.

Así lo informó el titular de la PROESPA, Carlos Rodrigo Martín Clemente, quien informó que en lo que va de la actual administración estatal se han documentado 4 casos fuera de la norma en varios tramos de dicho cauce.

Detalló que en un predio se detecto el acopio de residuos para manejo especial (escombro, tierra vegetal, tepetate) que eran usados para la nivelación del propio terreno, lo que ocasionaba una modificación en el curso hidráulico del arroyo “Yerbabuena” (afluente al RSP).

Asimismo, añadió, se localizaron dos fraccionamientos colindantes con el río y un tiradero clandestino de residuos sólidos urbanos, a la altura del fraccionamiento la Herradura, en donde de inmediato se implementó la limpieza del predio.

Martín Clemente mencionó que en las situaciones donde se realizaba el acopio de residuos, no contaban con las autorizaciones correspondientes en materia de impacto ambiental, que es un permiso que emite la Secretaría de Medio Ambiente, por lo que se dio inicio a los procesos administrativos y/o jurídicos, según sea el caso.

De ahí, subrayó, la importancia de reforzar las acciones de vigilancia y dar solución a las denuncias y reportes que se reciben con relación a los brotes de contaminación que se han generado en el lugar.

En ese sentido, el titular de la PROESPA recordó que uno de los temas de mayor prioridad del Gobernador del Estado, Martín Orozco Sandoval, es el rescate del Río San Pedro, por lo que la dependencia a su cargo mantiene su compromiso de incrementar el número de inspecciones en dicho sitio.
Finalmente, el Procurador Ambiental destacó que durante el año 2016, el personal de inspección de la PROESPA realizó un total de 1 mil 106 horas-hombres en la vigilancia del río San Pedro; en ese mismo período se documentó un total de 65 casos no regulares, de los cuales a algunos se les abrió expediente jurídico en la PROESPA o bien, por tratarse de las inmediaciones de la zona federal, se turnaron a la PROFEPA y a la Comisión Nacional del Agua.