Piden que gobierno subsidie cirugías de cambio de sexo y hormonización gratuita en Aguascalientes

Piden que gobierno subsidie cirugías de cambio de sexo y hormonización gratuita en Aguascalientes

Redacción

Aguascalientes, Ags.-Como una deuda histórica del sistema público a la comunidad trans, los candidatos por el PRD a los Distritos II y III Federal, Luis Berdeja y Susan Rodríguez, proponen reformas integrales para la incorporación de Cirugías y Hormonización gratuita en el sistema de salud pública.

“Las personas trans somos parte de la sociedad, somos seres humanos, somos parte de una familia”, destacó la candidata y activista Susan Rodríguez, al hacer hincapié en que la ignorancia es una de las razones por las cuales el sector salud niega los tratamientos necesarios a las personas trans, aunado a que no existe una ley que lo respalde y obligue a este tipo de atención.

Para llegar a una cirugía de cambio de genitales se necesita llevar un proceso integral que va desde lo psicológico, lo médico, hasta lo social. La persona recibe acompañamiento psicológico a la par del tratamiento de hormonas durante mínimo un año, para después acceder a las cirugías de reasignación de sexo.

Luis Berdeja puso énfasis en que el acceso a la hormonización y en su caso a las cirugías en las personas trans, es un asunto de salud pública que requiere de mayor visibilidad en México, “el acceso a los derechos no es un capricho y tampoco es cuestión de estética. Lo que se busca es garantizar la salud mental de una comunidad altamente violentada por el estigma y la ignorancia”.

De lograr estas reformas a nivel nacional desde la Cámara de Diputados, se podría incluso ahorrarle mayor gasto al sistema de salud público en tratamientos más costosos derivados de una atención médica clandestina y automedicación de las personas trans, ante el nulo acceso a tratamientos de calidad.

Héctor Meza, psicólogo, maestro en sexualidad y equidad de género; explicó que la correspondencia entre la imagen física, las hormonas y la

identidad sexo genérica le da un estado de bienestar a la persona, si no hay esta correspondencia se fractura el equilibrio y empieza a aparecer una enfermedad, “la falta de un acompañamiento psicológico, hormonal y la cirugía genera problemas de salud mental, por lo tanto es un tema de salud pública, no es por gusto y por obvias razones se pueden prevenir más muertes en esta población tanto por suicidios como por complicaciones de malos tratamientos”.

El dirigente estatal perredista, Iván Sánchez Nájera, aclaró que este no se trata de un asunto de estética ni un tema individual sino de una falla en el sistema de salud pública, toda vez que el promedio de vida de una persona trans es de 35 años en México, mientras que el de cualquier otra persona es de 75 años, es decir menos de la mitad ante las mínimas condiciones de acceso a la salud.

El costo mensual de un tratamiento privado es muy elevado pero con compras consolidadas de gobierno, con la atención de especialistas que ya tiene el sistema público y una adecuada reglamentación, se reduciría exponencialmente los costos, “es un asunto de salud pública que no se ha tratado, las personas trans en México se están muriendo porque el sistema de salud no ha atendido adecuadamente esta problemática”.