Mientras descubres a qué famoso te pareces te roban tus datos personales

Mientras descubres a qué famoso te pareces te roban tus datos personales

Cultura Colectiva

Estados Unidos.- Ya sabemos que a la gran mayoría le fascina meterse en juegos y aplicaciones de Facebook, sólo para pasarla bien un rato y hasta para convivir.

Sin embargo, dichos curiosos u ociosos habrán de cuidar mejor en qué aplicaciones confían su tiempo libre, ya que recientemente la ola de popularidad que tuvo “¿A qué famoso te pareces?”, desveló más allá de un buen alcance en redes, además de dejar a la vista que la compañía que la creó, Vonvon, almacena información personal de sus usuarios desde 2015.

De origen surcoreano, Vonvon ha usado su antifaz de app bajo modalidad de moneda de cambio donde a los usuarios se les pide información personal de peso, como lo es el permiso para acceder a su fecha de nacimiento, sus likes, su dirección IP, nombre, sexo, ubicación y fotos ¿otra cosa?

A pesar de que el tipo de cambio entre esta aplicación y sus fervientes seguidores ha sido alto, el simple hecho de haberles ofrecido un comparativo burdo de la similitud que podrían tener con algún famoso (además de inundar las redes de miles de publicaciones con la misma sopa), bastó para que el índice de desinformación sobre el impacto que podría tener que su información confidencial se encuentre en manos de terceros, pasara desapercibida.

Sin ningún tipo de prevención, diferentes sitios han hecho promoción de la aplicación a diestra y siniestra, dejando a los usuarios desprovistos del conocimiento de que el acceso a sus datos no quedará sólo en lo relacionado a su información personal, sino que también será almacenada en servidores de todo el mundo, donde por su puesto será monetizada.

¿Resumen? La compañía surcoreana Vonvon jamás buscó que el entretenimiento sano de nadie fuera saciado, sólo distrajo conciencias, situación a la que por si fuera poco se suma otra aplicación que crearon en 2015 “Most used words”, que según era una mera forma de saber cuáles eran las palabras que más se empleaban en Facebook.

Aunque siendo más claros, habríamos de estar conscientes de que esta no es la única aplicación que se las ingenia de esta forma para el robo de datos, existen miles que como plaga aún no son puestas en su lugar por Facebook en materia preventiva para quienes se aventuran a usarlas sin saber los riesgos que corren ante la pesadilla de la privacidad.

Por insano que suene, este tipo de deslices como usuarios han hecho millonarios a empresarios como Jonghwa Kim, dueño de Vonvon y quien ya había fundado otras dos empresas, vendiendo una de ellas en 9 millones de ¡dólares!

Bajo la premisa de especializarse en crear contenido viral, es como Vonvon ha justificado su infiltración en redes sociales, además de echarse a la bolsa 3 millones de dólares: pura ganancia.
Por supuesto el dueño de Vonvon niega rotundamente esta información, asegurando que no vende ni comparte la información que su aplicación recaba con terceros de países asiáticos y latinos.