Me hubiera gustado que Adán me informara: Paulo Martínez

Me hubiera gustado que Adán me informara: Paulo Martínez

Francisco Espinosa

Aguascalientes, Ags.- De pie y mostrando su título de preparatoria –el cual insistió su legitimidad-, el panista Adán Valdivia López, alcalde de Calvillo, se defendió, dejando claro que tiene la calidad moral intacta para seguir al frente de su entidad, un día después de que el Diario Reforma diera a conocer la sentencia a cuatro años de prisión y una multa de 11 mil 964 pesos que un juez federal del Juzgado Sexto de Distrito en Procesos Penales Federales de la Ciudad de México, por haber utilizado un certificado falso de bachillerato.

 

Junto a él estaban Paulo Martínez, quien sin oposición será reelecto como presidente del Partido Acción Nacional (PAN) y Jorge López Martín, diputado federal del blanquiazul, quienes arroparon a un nervioso presidente municipal, dejando clara la postura del instituto político respecto a las quejas provocadas por la noticia publicada por el diario de circulación nacional. Entre otras, se ha pedido la renuncia de Valdivia López para concentrarse en el proceso que ya apeló; algo que hoy quedó claro, no sucederá al menos por voluntad propia ni del panismo.

 

En un discurso compartido, los dos actores panistas que cobijaron al mandatario municipal, dejaron claro que lo sucedido es un linchamiento político “contra un ciudadano ejemplar”. Fue López Martín quien refrendo la unión de su partido, mandando un mensaje a la oposición blanquiazul al asegurar que “como legisladores panistas estamos preparados para decirle al gobierno federal que no se puede estar violando la ley como lo están haciendo”, refiriéndose a la filtración de documentos sobre un proceso que aún no termina.

 

El diputado reiteró que las acciones de defensa aún no han sido agotadas, por lo que la federación “está manipulando la información y distorsionándola para golpear con ella sin sustento alguno, porque como buen hombre y correcto que es (Valdivia López) se dio cuenta de la irregularidad y comenzó desde cero el proceso para retomar la ruta de los estudios”.

 

Fue Martínez López quien el error del alcalde fue haber confiado en una persona que le aseguró la revalidación de materias para obtener un certificado oficial pagando la suma de 5 mil pesos, lo cual no pasó. “Se debe aclarar que él se comportó de buena fe y al darse cuenta de esto recomenzó el proceso, conforme al acuerdo 286 para revalidar sus estudios con documentos legales”, repitió.

 

Eso sí, el mismo dirigente panista aceptó que le hubiese gustado saber de la notificación recibida por Valdivia López, la cual recibió en 2015 (un año antes del proceso electoral en el que fue electo), para apoyarlo y acompañarlo con la ayuda legal necesaria, “hay asuntos en los que no podemos interferir porque es un asunto personal”.

 

Además, Martínez López fue tajante al afirmar que este acontecimiento es obra del PRI a través de la Procuraduría General de la República (PGR) “para desgastar al PAN porque se ven derrotados rumbo al 2018, sabiendo que Aguascalientes es un bastión panista que dará muchos votos”. Asimismo, no descartó más ataques, aunque le recordó al tricolor que “no tienen calidad moral de hacer cuestionamientos, mejor que hablen de sus gobernadores que han saqueado al país y sus estados”.

 

Mientras López Martín calificó a este asunto como “un penoso chisme porque no se puede hacer una nota periodística con filtraciones y especulaciones, generando además una violación en un procedimiento”, el próximo dirigente estatal del PAN, recalcó que el alcalde de Calvillo presentó la documentación en regla a la hora de registrarse como pre-candidato. “Está dando la cara por su municipio y por su gente, por lo que no hace falta renunciar a su cargo porque no es algo que interceda con su responsabilidad”, concluyó.