Estas son las fobias y miedos más comunes entre las personas

Estas son las fobias y miedos más comunes entre las personas

Redacción

Una fobia es un temor a situaciones o cosas que no son peligrosas y que la mayoría de las personas no las encuentran molestas. El miedo es algo muy común en las personas. Es una reacción natural o una experiencia adaptativa ante situaciones u objetos que implican un peligro real.

Hay miedos que a una edad son normales y que conforme crece un niño van desapareciendo y por tanto no requieren ningún tratamiento específico. Cuando este miedo se da ante situaciones u objetos que no suponen un peligro real ni tampoco es evolutivo, entonces nos  encontramos antes un miedo que ya no es adaptativo y es lo que denominamos fobia.

La mayoría de las fobias se inician en la infancia, adolescencia o edad adulta temprana. Pueden ser causadas por una situación estresante, un acontecimiento traumático o también pueden ser imitadas de un familiar que tiene fobia y un niño acaba haciéndola suya.

Existen tres tipos de fobia reconocidos por la Asociación Americana de Psiquiatría (APA) que incluyen:

La fobia específica que es un miedo intenso e irracional a un desencadenante específico.

La Fobia social o ansiedad social, que es un miedo profundo a la humillación pública y a ser individualizados o juzgados por otros en una situación social. La idea de grandes reuniones sociales es aterradora para alguien con ansiedad social. No es lo mismo que la timidez.

La Agorafobia, es un temor a situaciones de las que sería difícil escapar si una persona experimentara un pánico extremo, como estar en un ascensor o fuera de la casa. Por lo general, se malinterpreta como un temor a los espacios abiertos, pero también podría aplicarse a estar confinado en un espacio pequeño, como un ascensor, o estar en transporte público. Las personas con agorafobia tienen un mayor riesgo de trastorno de pánico.

Las fobias más comunes en las personas

Aracnofobia

Las fobias representan un tipo de trastorno de ansiedad, en el que la persona que lo padece puede sentirse extremadamente ansiosa o llegar incluso a tener un ataque de pánico en la situación en la que se presenta su objeto de miedo. El 33% de las personas que sufre un temor intenso e irracional lo tiene hacia las arañas. Es sin duda la fobia más frecuente entre los seres humanos y teniendo en cuenta que 1 de cada 23 personas en el mundo sufre de alguna fobia, las cifras son bastante llamativas.

Acrofobia

Las fobias comienzan a desarrollarse a los 13 años de media y muchas personas sufren de ellas sin saberlo. La acrofobia o miedo a las alturas es otra de las fobias que más se repiten y ocupan el puesto 8 de las 10 más comunes. El asomarse a un balcón o a una ventana con una altura considerable, a pesar de que no exista peligro alguno, los pone en alerta, inundándoles a muchos la sensación de vértigo al instante.

Astrafobia

La astrafobia también conocida como brontofobia es tener miedo a los rayos o a las tormentas eléctricas. Este particular trastorno hace que las noches de tormenta se conviertan en una auténtica pesadilla. Tiene el puesto 3 entre las más ordinarias con un 21% de incidencia mundial. Otras fobias menos frecuentes pero bastante peculiares son: la eritrifobia (miedo al color rojo) la catagelofobia (miedo al ridículo), la patofobia (miedo a la enfermedad) o la tafofobia (miedo a ser enterrado vivo por error y despertar en un ataúd bajo tierra).

Aerofobia

Según los registros médicos, existen más de 500 fobias descritas pero ya sabemos que puede haber tantas fobias como individuos. El miedo a volar en un avión o en cualquier vehículo que levante los “pies” del suelo representa la fobia 7 de las 10 más comunes en todo el mundo. Este miedo provoca problemas de ansiedad y nerviosismo que les impiden viajar.

Agorafobia

Tener miedo a los lugares abiertos ocupa el puesto 10 en la lista de las fobias más comunes. Si el miedo a los espacios cerrados es de las fobias más habituales, su contrario, el miedo a los espacios abiertos también ocupa un lugar destacado. Los agorafóbicos sienten que a pesar de estar inmersos en un lugar lleno de gente no podrían ser vistos o recibir ayuda en caso de una situación de peligro. Todo ello provoca nerviosismo, ansiedad, dificultad a la hora de respirar.

Cinofobia

Existe un grupo de población que es incapaz de ver a los perros. La cinofobia es un miedo incontrolable y enfermizo a los perros. Un miedo que paraliza y que provoca ataques de pánico para los que lo sufren. Desde pequeños cachorros a enormes pastores alemanes o san Bernardos.

Claustrofobia

Las mujeres son dos veces más propensas a sufrir fobias que los hombres, según el National Institutes of Health. Es la fobia más reiterada en los seres humanos. Las personas que padecen claustrofobia son incapaces de subir a un ascensor, un vagón de metro, entrar en una cueva o incluso un túnel. La claustrofobia se confunde a veces con la cleitrofobia que es el miedo a quedarse encerrado.

Dentofobia

La dentofobia o miedo al dentista es más frecuente de lo que nos podríamos imaginar. Y es el motivo por el que muchas personas evita la visita al dentista. Una mala experiencia en el pasado suele ser el origen de este miedo enfermizo.

Emetofobia

Existe un reducido número de personas que desgraciadamente sufre un temor increíblemente poderoso a todo lo relacionado con el vómito. La ansiedad producida por esta fobia se produce tanto como respuesta de ansiedad al acto de vomitar, ya sea propio o de otros, como la sensación de náuseas que preceden al vómito. Puede llevar a los que lo padecen a consumir solo alimentos con lo que sepan que no hay posibilidad de vomitar.

Herpetofobia

Si en cierto modo era bastante sencillo de adivinar que el miedo a las arañas iba a representar la fobia más común en todo el mundo, la segunda en provocar pánico también pertenece al mundo animal. La herpetofobia o miedo a las serpientes.

Con información de Trome