Empresa relacionada a García Luna, con vínculos a Oficial Mayor de Jaime Bonilla

Empresa relacionada a García Luna, con vínculos a Oficial Mayor de Jaime Bonilla

Redacción

Ciudad de México.- El gobierno de Baja Califonia ya fue tocado por el caso de Genaro García Luna: una de las empresas a la que le “congelaron” las cuentas, a raíz de las investigaciones sobre el exsecretario de Seguridad Pública federal, está vinculada al recién designado Oficial Mayor del gobierno bajacaliforniano.

Se trata de Grupo Gasmart, que de acuerdo con funcionarios cercanos a las indagatorias fue utilizada como “puente” para triangular los recursos que pararon a una empresa propiedad de García Luna y su familia.

La empresa solicitó distintos préstamos teniendo a Héctor Mares Cossío, Oficial Mayor de Baja California, como responsable del pago de los mismos.

De acuerdo con Animal Político, Gasmart ha solicitado 23 préstamos por 1,431 millones de pesos de 2008 a la fecha.

En todas estas operaciones la empresa ha dejado como garantía una serie de propiedades localizadas en el municipio de Tijuana, Baja California, México, donde el grupo tiene su base de operaciones.

El último de estos movimientos fue realizado el mismo día en el que el actual Oficial Mayor dejó su curul como diputado de BC para ceder el lugar a Víctor Manuel Morán, responsable de presentar la llamada “Ley Bonilla” en el Congreso de BC.

Una búsqueda hecha en el Registro Público de la Propiedad en BC arrojó que Héctor Mares Cossío es propietario, en Tijuana, de 3 predios urbanos sin construcción; 2 departamentos; 1 local comercial y una exclusiva propiedad que vendió en 7.9 millones de pesos en el mes de agosto de 2018.

De acuerdo con funcionarios federales cercanos a las investigaciones que realiza la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) del SAT, Gasmart es una de las cinco empresas cuyas cuentas fueron “congeladas” por esta dependencia  por sus nexos con el exsecretario de Seguridad Pública federal, quien es acusado por el gobierno de Estados Unidos por supuestos nexos y cobro de sobornos provenientes del Cártel de Sinaloa.

Las investigaciones indican que Gasmart fue la empresa que utilizaron como “puente” para pagar los supuestos sobornos a la empresa Glac Security Consulting Technology Risk Management S.C., propiedad de García Luna y su familia.

Para triangular los recursos, que ascienden a 2 mil millones de pesos, la Secretaría de Gobernación, durante la administración de Enrique Peña Nieto, otorgó contratos a la empresa Nunvav Inc., otra de las investigadas por la Unidad de Inteligencia Financiera.

Con información de Animal Político