Desactivan secuestro virtual en Pabellón de Arteaga

Desactivan secuestro virtual en Pabellón de Arteaga

Redacción

Aguascalientes, Ags.-Como resultado de un operativo efectuado por elementos de la Secretaría de Seguridad Pública del Estado, de la Policía Cibernética, así como de los elementos de la Policía Municipal de Pabellón de Arteaga, fue posible desactivar un secuestro virtual y frustrar una extorsión telefónica, lo anterior, tras localizar a una persona de sexo masculino, que mediante engaños, se trasladó por su propio pie a una casa abandonada, mientras tanto, le hablaron a sus familiares haciéndoles creer que estaba secuestrado.

A las instalaciones de la comandancia del municipio de Pabellón de Arteaga arribó una mujer que solicitó la ayuda de los uniformados debido a que había recibido una llamada en la que le informaron que tenían a su esposo secuestrado y si quería volver a verlo con vida, tendría que depositar una fuerte cantidad de dinero.

La afectada agregó que intentó comunicarse con su esposo de nombre Salvador, de 36 años de edad, quien se desempeña como jornalero, sin embargo, no le contestaba el teléfono por lo cual, se encontraba muy preocupada.

En ese momento los uniformados le indicaron que seguramente se trataba de una extorsión telefónica, por lo que comenzaron a dialogar con ella para tranquilizarla haciéndole saber que utilizarían todos los recursos necesarios para encontrar a su pareja, por lo que en ese momento, dio inicio un operativo en el que los uniformados estatales y municipales recorrieron plazas, hoteles y sitios públicos, mientras que elementos de la Policía Cibernética efectuaron acciones diversas para su localización.

Derivado de los esfuerzos conjuntos realizados, se logró conocer que el afectado podría encontrarse en un domicilio ubicado en la calle Guadalupe Delgado, por lo que los uniformados se trasladaron a dicho punto.

Al llegar observaron una casa abandonada y al ingresar localizaron a Salvador, en medio de una crisis nerviosa; de inmediato, le informaron que su familia se encontraba bien y que todo se trataba de un engaño.

Cuando los policías lo cuestionaron, Salvador explicó que se encontraba laborando cuando recibió una llamada del número 4662362544 en el que un sujeto que dijo ser integrante de un grupo delictivo le indicó que de su teléfono se habían efectuado llamadas en las que reportaba a los vehículos que utilizaba por lo que si no quería tener problemas con ellos, debía seguir las indicaciones al pie de la letra.

Acto seguido, vía telefónica, la persona al teléfono le ordenó trasladarse a la calle Guadalupe Delgado sin avisarle a nadie e ingresar a una casa, misma que se encontraba abandonada, en donde debería permanecer hasta nuevo aviso. Finalmente, Salvador pudo reunirse con sus familiares sin que se efectuara depósito alguno.