Alfredo Adame explica por qué no uso el Taekwondo en pelea callejera

Alfredo Adame explica por qué no uso el Taekwondo en pelea callejera

Redacción

Ciudad de México.-Famoso sigue dando de que hablar.

Alfredo Adame, de 63 años, vuelve a estar en el ojo del huracán, luego de que el pasado lunes 24 de enero se peleó a golpes con un automovilista y la esposa de este, identificada como Maythe Flores Olaya, quienes según se le cerraron varias veces sobre la lateral de Periférico Sur, de la CDMX. Platicamos con el actor y nos dijo que acudió con sus abogados a la Fiscalía de Tlalpan para denunciar por los delitos de robo con violencia, homicidio en grado de tentativa, lesiones, golpes a una persona de la tercera edad y amenazas, ya que estas personas cuentan con antecedentes penales y pertenecen a la banda Los Rodolfos, que se dedican a los llamados “montachoques” y al secuestro:  

-Alfredo, ¿qué fue lo que pasó en este altercado?
“Fue el pasado 24 de enero, venía sobre Periférico Sur rumbo a mi casa, eran como las 14:30 horas, y al agarrar una saluda para la lateral, este cuate que venía en una camioneta le aceleró y me alcanzó a dar un llegue”.

-Y luego, ¿qué ocurrió? “Por lógica, volteo y le digo que qué le pasaba y me empezó a mentar la ma#$% y a hacerme caracoles con la mano; pero cuando agarré mi carril, me empezó a aventar las luces altas y de repente me aventó la camioneta, me abrí a la derecha y cuando iba pasando al lado de él, me volvió a aventar la camioneta y le dio un raspón a mi llanta”. 

-Continúa… 

“Cuando me les emparejé, él siguió insultándome. Como había tráfico, me bajé  y ahí sucedió todo lo que sale en los videos, donde esta mujer se me va a los golpes”.  

-¿Nunca golpeaste a esta mujer? 

“Para nada, pueden ver todos los videos que circulan en internet; yo jamás le pegué a esta mujer, solo me tapé los golpes. Este cuate que venía manejando, llegó detrás de ella y, mientras me golpeaba, la mujer me empezó a romper la camisa y se me fue al cuello… y vi que el hombre se iba a mi carro, y es cuando un chavo que estaba grabando, me dice: ‘Adame, te están robando el celular’”.  

-Prosigue… 

“Volteo y vi que este cuate tenía medio cuerpo dentro de mi coche, entonces fui a mi carro y miré que no estaba el celular; ahí me fui sobre él, pero esta mujer otra vez se me vino encima y vi que ella traía mi celular, por eso intenté quitárselo, pero este tipo me tiró al piso y entre los dos me empezaron a patear”.  

-¿Es cuando te defendiste? 

“Así es, me defendí como pude de este tipo, con patadas de bicicleta y un puñetazo en los bajos. Cuando me levanté, la mujer estrelló mi celular contra el piso y dijo: ‘Acúsalo, acúsalo’, fue cuando le dije a un chavo que estaba ahí que le marcara a la policía y, en cuanto escucharon eso, los dos se fueron a su camioneta y huyeron… ahí fue cuando pensé: ‘¿Por qué correr y no quedarse a arreglar lo que pasó?’, eso fue lo que desconcertó”. 

-¿Se llevaron otras cosas mientras ustedes forcejeaban?
“Por supuesto; después de que pasó todo esto y se fueron, me percaté de que me faltaba una cadena que traía puesta, solo me quedó el dije; la mujer me arrancó la cadena al momento en el que se me lanzó directo al cuello y me rompió toda la camisa”.  

-Se habla de una pistola… 

“Sí, es que cuando me bajé y me acerqué a la ventana de la camioneta de este tipo, vi que de su lado izquierdo traía una pistola, era de él, pero cuando empezamos a forcejear le quité el arma y me la guardé en el pantalón, fue cuando me di cuenta de que era un arma de plástico, de juguete, de esas que venden en mercados”.  

-Hay un video donde se acerca un hombre y levanta una pistola…
“Sí, cuando este cuate me tiró, se me salió del pantalón y ahí fue cuando un tipo la recogió y se la llevó, pero ese tipo no iba conmigo, y desconozco porque la tomó y se fue de inmediato, o si él iba con ellos”.

-¿Tú no andabas armado como se ha dicho?

“Por supuesto que no, solo traía mi gas pimienta y una barra para defensa personal, que además no usé”.  

-¿Ya procediste legalmente? 

“Por supuesto, acudí el pasado viernes 28 de enero con mis abogados a la Fiscalía de Tlalpan y denunciamos por la vía penal por los delitos de robo con violencia, homicidio en grado de tentativa, lesiones, golpes, injurias y amenazas, además de que le pegaron a una persona de la tercera edad, pues yo tengo más de 60 años”.  

-¿Qué te dijeron en la fiscalía?
“Ya los tienen identificados, estas personas tienen antecedentes penales y pertenecen a una banda llamada Los Rodolfos, que opera por esa zona y que se dedica a ‘montachoques’, extorsión, secuestro; tengo todo, su ubicación, su nombre. Además, el coche que utilizaron usaba placas sobrepuestas y tenía una denuncia de robo. Aparte son pandilleros, drogadictos, malandros, etcétera, porque también usan a una niña como señuelo para cometer sus delitos, es para que la menor grite llorando que está lastimada y así asustar a la gente para que les suelten dinero rápido y no hablen a la policía. Así operan, y con todo esto, los dos van para adentro de la cárcel”. 

-Los videos y los testigos son pieza clave a tu favor..

.“Así es. Además, unas personas me contactaron y dicen que pueden testificar; y también hay otras que dicen ser cercanas a ellos”.  

-¿Estás dispuesto a llegar a las últimas consecuencias en todo esto? 

“Por supuesto, voy con todo contra ellos, porque no es justo que hagan este tipo de situaciones conmigo y con muchas otras personas, con tal de sacar dinero”.  

-Surgieron memes porque no te defendiste, sabiendo artes marciales, ¿qué opinas?
“Sí tú estás en el Registro Nacional de Cintas Negras, eres considerado como arma blanca, y si utilizas tus conocimientos en esas artes para golpear a alguien, te vas hasta 15 años al bote. Entonces, si yo me bajo y le rompo el hocico a este cuate, me voy preso y eso es lo último que haría, prefiero aventarme un tiro como cualquier otro en pelea callejera”.

-Físicamente, ¿cómo te encuentras? 

“Bien, la cara la tengo perfecta, pero nada de consideración. Lo único que me duele es un chichón que se me hizo cuando caí hacia atrás, cerca de la jardinera donde me pegué con el tubo, pero estoy bien”.  -Ahora, con la cabeza fría, ¿no te da miedo que pudo pasar algo más grave?

“Ahora pienso que querían robarme o secuestrarme, porque es el modus operandi de ese tipo de bandas; pero ahora voy a llegar hasta las últimas consecuencias, conmigo se toparon con pared, pensaron que iba a ser algo fácil, pero se les apareció el Diablo, yo no me dejo”, finalizó.

Con información de TVNotas