Ags. recibió la visita del embajador de Japón en México

Redacción

Aguascalientes, Ags.- Al encabezar la recepción ofrecida al embajador de Japón en México, Akira Yamada, el gobernador del Estado, Carlos Lozano de la Torre, afirmó que Aguascalientes es el factor que mantiene la adhesión entre el pueblo del sol naciente y México, porque aquí la comunidad japonesa ha podido establecer y desarrollar proyectos productivos, culturales, de salud y educativos.

Luego de una amplia gira de trabajo con el representante del pueblo japonés en el país, el jefe del Ejecutivo del Estado, acompañado por la presidenta del Sistema DIF estatal, Blanca Rivera Rio de Lozano; la señora Shoko Yamada, esposa del Embajador Yamada y Kazuyuki Nemoto, Segundo Secretario de la Sección Política de la embajada, sostuvo que Japón y México están colaborando en la búsqueda de mayores oportunidades para consolidar un liderazgo común en el mundo, y el estado de Aguascalientes está listo para contribuir en esta labor.

La visita del embajador Akira Yamada, la primera oficial que hace a un estado desde su nombramiento como embajador, incluyó a lo largo de este día visitas a la planta Nissan A2, a la Escuela Japonesa en Aguascalientes y a la Secretaría de Seguridad Pública del Estado, en donde el diplomático nipón constató las razones por las que por más de tres décadas la entidad ha sido el corazón, el eje y el centro de esta relación bilateral, destacando de manera especial en los últimos cuatro años en los que todos los aguascalentenses, de la mano con la comunidad japonesa y el respaldo del presidente Enrique Peña Nieto, han alcanzado un liderazgo en México que es reconocido a nivel mundial.

Por su parte el embajador Akira Yamada destacó el interés que tiene Japón en fortalecer el intercambio académico, y resaltó la reciente realización de la Segunda Cumbre de Rectores México-Japón en el Campus Sur de la Universidad Autónoma de Aguascalientes, en donde estableció que es muy alentador que las universidades de ambos países colaboren para impulsar alianzas estratégicas a favor de la innovación, la vinculación productiva, la cooperación internacional y un mayor entendimiento cultural.

De igual forma estableció que para los japoneses la seguridad es tema de primer orden, por lo que reconoció los esfuerzos del estado para asegurar que ésta sea sólida en la entidad.

“Carlos Lozano de la Torre es el político mexicano más cercano a Japón. Ha visitado más de una veintena de veces nuestro país y que mantiene un muy buen contacto con el gobierno y los empresarios japoneses, por eso esta visita es una forma de corresponder a ese interés que ha manifestado el gobernador de Aguascalientes por el intercambio y la amistad con el pueblo japonés”, dijo el embajador.

Añadió que el caso de Nissan le ha llamado poderosamente la atención, y que en los cuatro meses y medio que lleva en el cargo se ha dedicado a analizar cómo es que Aguascalientes logró la plena confianza de esta empresa para asentar una gran apuesta en la entidad y un precedente a nivel mundial en el sector automotriz.

En este sentido el gobernador agregó que en Aguascalientes se apuntaló a la educación como una herramienta de mejoramiento social y un instrumento fundamental de vinculación productiva que ha recibido importantes reconocimientos internacionales por sus resultados de excelencia en mediciones de clase mundial, y son el resultado del trabajo con el Gobierno Federal, los diferentes sectores productivos y sociales, y del acercamiento con las embajadas de países como Japón, además de un sostenido fortalecimiento de la seguridad pública como factor indivisible del desarrollo y el crecimiento económico.

“Por eso somos el principal receptor de inversiones japonesas en México, donde 74 empresas niponas generan más de 35 mil empleos formales, principalmente en la industria automotriz, con proyectos líderes en competitividad mundial que mucho agradecemos”, dijo.

El mandatario estatal recordó lo que el mismo Embajador Yamada dijo en la reciente ceremonia ofrecida por el cumpleaños del emperador Akihito: “México y Japón forman una unidad indivisible y por eso deben seguir siendo socios a la manera del dulce mexicano que se llama muégano, es decir, adheridos por la comprensión, la amistad y la lealtad”, y coincidió en que Aguascalientes seguirá consolidándose como el puente que une a dos pueblos hermanos para seguir progresando juntos.

Reconoció también a Akira Yamada como un gran conocedor y admirador de la cultura mexicana, como un Embajador cercano a los gobiernos y a la sociedad del país y como un gran promotor del crecimiento de esta relación bilateral de Japón y México.

“Aguascalientes es una tierra próspera para que la amistad de México con el pueblo japonés siga arraigándose y creciendo con la misma fuerza de un árbol de cerezo. Nuestro cielo claro es el lienzo azul en el que el sol naciente de Japón se posa, después de cada jornada, para derramarse en atardeceres que estrechan la confianza, la solidaridad y el entendimiento entre nuestros pueblos”, concluyó el gobernador.