Renuncias, bailes masivos, toma de instalaciones…. Y apenas inician las campañas

Renuncias, bailes masivos, toma de instalaciones…. Y apenas inician las campañas

Gilberto Valadez

Aguascalientes, Ags.- En el inicio formal de las campañas políticas en la entidad, los partidos que contenderán por once alcaldías y 27 diputaciones locales intentarán superar numerosas controversias que semanas antes prevalecieron en prácticamente todos los institutos políticos.

Dentro del proceso de relevo de cargos públicos, con miras a la renovación de la gubernatura en el próximo año, las polémicas afectaron desde la primera fuerza hasta quienes tendrán apenas su primera elección.

Controversias que van desde renuncias de aspirantes, de militantes que saltaron a otros institutos, acusaciones en torno a la definición de candidaturas, bailes masivos en plena pandemia, y hasta la toma de instalaciones que todavía permanecen atrincheradas.

Este fin de semana se puso en marcha el proceso formal de votación hacia el próximo domingo 6 de junio, cuando la ciudadanía de Aguascalientes sufragará por la renovación de alcaldías y diputaciones; aunque en el camino ya se acumulan numerosas controversias.

Dentro de las más notables, ocurrió el caso de partidos políticos que cambiaron de candidata de un día para otro. El caso del Partido Revolucionario Institucional que en febrero había presentado a Blanca Rivera Río como su abanderada a la presidencia municipal de Aguascalientes, pero que luego renunció el pasado 21 de marzo, argumentando supuestas injerencias en su campaña. Rivera fue relevada al día siguiente por la diputada federal con licencia Norma Guel.

Un caso similar estuvo a punto de ocurrir con el partido Fuerza México, quien a inicios de año presentó al ex gobernador panista Luis Armando Reynoso como su precandidato a la alcaldía, en un acto donde Reynoso se lanzó contra el PAN y contra su sucesor en la gubernatura, el priista Carlos Lozano.

Sin embargo, unos días antes del cierre de registros, Reynoso Femat anunció su retiro de la candidatura, argumentando “que no era su tiempo”.  No obstante, el ex gobernador reviró a las pocas horas para mantenerse en la contienda; pese a sus antecedentes de sentencia por peculado.

Otras controversias se generaron en la primera fuerza política del estado. Luego que el PAN presentó su lista de precandidatos a diputaciones locales, hubo señalamientos de supuesta influencia del gobernador Martín Orozco en el proceso. El 17 de febrero, el militante panista Héctor Montoya González llevó a cabo un plantón afuera del Palacio de Gobierno en donde denunció “imposiciones” del mandatario.

Hubo otras bajas entre partidos con menor presencia en el electorado. El Partido Libre de Aguascalientes, de corte estatal, registró la renuncia de Karla Espinoza Esparza, regidora en el municipio conurbano de Jesús María, quien se pasó a Morena donde obtuvo la candidatura a la alcaldía de la localidad. 

Mientras que el partido Redes Sociales Progresistas, de nuevo registro, generó polémicas literalmente por sus bailes. Ello después de que el aspirante a diputado federal, Teódulo Núñez organizó bailes masivos al oriente de la ciudad y todos sin las medidas mínimas de protección debido a la pandemia sanitaria.

Sin embargo, posiblemente la mayor controversia se vive en Morena Aguascalientes, después que un grupo de militantes tomó las instalaciones del comité estatal desde el pasado 17 de marzo, donde desde entonces se han mantenido atrincherados.

Los inconformes realizaron este movimiento en contra de la elección de Arturo Ávila como aspirante a la alcaldía de Aguascalientes, cuestionando su militancia política. Aunque este lunes confirmaron que han impugnado un total de 12 candidaturas entre aspirantes a presidencias municipales y diputaciones.