Exmagistrado acusado de violar a sus hijas busca amparo para regresar al cargo

Exmagistrado acusado de violar a sus hijas busca amparo para regresar al cargo

Redacción

Ciudad de México.-EN l descaro, ahora se busca regresar al cargo con un amparo.

El exmagistrado de la Ciudad de México Manuel Horacio Cavazos López, acusado de violación sexual contra sus hijas de entonces 5 y 6 años y destituido del cargo en febrero pasado por esa denuncia, interpuso dos demandas de amparo, de las que Animal Político tiene copia, para ser restituido en el cargo.Exmagistrado acusado de violar a sus hijas busca amparo para regresar al cargo© Agencia Cuartoscuro Exmagistrado acusado de violar a sus hijas busca amparo para regresar al cargo

Mientras que Patricia Gudiño Rodríguez, otra de las magistradas cuya ratificación fue rechazada porque propuso que se castigue con cárcel al progenitor (regularmente la mujer) que sea acusado por el otro de manipular a sus hijos, ya fue reincorporada desde septiembre pasado gracias a otro amparo.

Te puede interesar: Fiscalía y PES van contra diputado de Morelos acusado de violación; el caso se fabricó, dice el gobernador

En el caso de Cavazos López, no solo pide anular la decisión del Congreso de la Ciudad de México por considerar que no estuvo suficientemente fundada, sino que reclama que se le aplique la “ratificación tácita” —que lo dejaría en el cargo de forma vitalicia— con el argumento de que los diputados incumplieron el plazo que tenían para decidir si lo ratificaban o no.

La Comisión de Administración y Procuración de Justicia del Congreso local, presidida por Eduardo Santillán, tenía 15 días hábiles para llevar a cabo todo el proceso de evaluación y ratificación de ocho magistrados que habían cumplido con su primer periodo de seis años, entre los que estaba también Héctor Jiménez López, cuestionado por permitir la liberación del exesposo de Abril Pérez Sagaón, que meses después fue asesinada.

Los 15 días empezaron a correr el 28 de enero, cuando la Comisión recibió la propuesta del Consejo de la Judicatura de la Ciudad de México pidiendo ratificar a siete magistrados, menos a Jiménez López.

El 5 y 6 de febrero, los candidatos fueron llamados a comparecencia, en la cual tenían que presentar además un ensayo sobre algún tema de su especialidad. Cuando tocó el turno de comparecer de Cavazos López, una diputada y dos diputados le advirtieron que votarían en contra de su ratificación porque uno de los requisitos es gozar de buena reputación y ya no contaba con ella por la denuncia por violación sexual contra sus hijas, aunque no estuviera juzgada.

Ante eso, Cavazos pidió una segunda audiencia que Santillán le concedió una semana después, el 13 de febrero, cuando se acercaba el límite del plazo para la decisión y con críticas incluso de los propios diputados que señalaron que ya había sido escuchado. El todavía magistrado acudió con sus abogados a “desvirtuar”, según dijo, las acusaciones en su contra y acusar que eran inventos de su exesposa, manipulando a sus hijas para declarar que su papá las había tocado.

El plazo se cumplía el 18 de febrero, pero el presidente de la Comisión no presentó los dictámenes hasta el día 26, de modo que llegaron a ser votados por el Pleno hasta el 27 de febrero y un día después, los magistrados rechazados, entre ellos Cavazos López y Jiménez López, dejaron el cargo.

Animal Político buscó a Santillán para preguntar si ese retraso podría ser argumento suficiente para revocar el proceso de no-ratificación, a lo que contestó que aunque esté en manos del Poder Judicial la decisión, no cree que vaya a proceder una impugnación por eso, ya que las evaluaciones al magistrado eran negativas y eso no dependía del tiempo.

“Es un tema que regularmente tenemos en el ámbito parlamentario, no son evaluaciones matemáticas inmediatas, sino procesos de generación de acuerdos, de consensos. Y los criterios que se han establecido siempre en el Poder Judicial pues es que eso no le genera ningún agravio. Si bien es cierto que no se llevaron a cabo en los plazos estrictamente señalados, también es cierto que eso no le generó ningún agravio, es decir, no es que la evaluación haya sido distinta. Entonces al no afectarse de manera determinante, no se le afectó ningún derecho”, señaló en entrevista.

Con información de Animal Político