15 años de cárcel a Saúl por homicidio en Aguascalientes

15 años de cárcel a Saúl por homicidio en Aguascalientes

Redacción

Aguascalientes, Ags.- En audiencia de Juicio Oral, posterior al desahogo de los medios de prueba por parte de los intervinientes en el proceso, se expusieron los alegatos de clausura, se cerró el debate y se decretó un receso; al regresar a la sala de audiencias, el Tribunal Unitario de Enjuiciamiento, con sede en el Primer Partido Judicial, emitió fallo condenatorio en contra de Saúl Aarón Heredia González, por el delito de Homicidio Doloso Calificado con Ventaja, previsto y sancionado por los artículos 97, 107 fracción I inciso b) y 109 del Código Penal del Estado de Aguascalientes, por lo que el acusado deberá pugnar una pena privativa de libertad, consistente en 15 años, además de reparar el daño a los familiares de la víctima.

Los hechos que fueron tomados en cuenta para la resolución judicial en comento, señalan que el día 19 de mayo de 2019, alrededor de las 12:30 horas, Saúl, alias “El Walo”, se encontraba acompañado de tres sujetos, afuera de un domicilio ubicado en la comunidad Ejido de Peñuelas, sitio en el que interceptaron a la víctima del sexo masculino y comenzaron a golpearlo; para evitar que huyera, formaron un círculo a su alrededor y consiguieron derribarlo, quedando de rodillas en el piso.

En ese momento, Saúl Aarón le refirió a la víctima que sabía lo que había hecho y posteriormente realizó una llamada telefónica en la que dijo: “véngase, acá estamos” y continuaron todos pateando a la víctima, en ese momento, se acercó una diversa persona que fungió como testigo, quien les preguntó el motivo por el que lo golpeaban, a lo que el imputado respondió que el ofendido había lesionado a su padre con una piedra.

La persona que observaba la serie de golpes que le propinaban a la víctima, les pidió que se retiraran del lugar, por lo que en ese momento lo dejaron de agredir, pidiéndole que se levantara y los acompañara. En ese momento, arribó la persona con la que el imputado había hablado por teléfono y partieron en conjunto, hacia un domicilio en proceso de construcción, que se encuentra frente al domicilio de uno de los hermanos de una persona del sexo masculino que ya los esperaba en el lugar.

En dicho sitio, Saúl Aarón y otros dos sujetos, continuaron agrediendo a la víctima, le quitaron sus prendas de vestir y calzado y le ataron un cordón de color amarillo con azul a la circunferencia de su cuello, pasando por la parte posterior del cuerpo, hasta la altura de ambas muñecas y flexionándole las piernas, lo ataron a la circunferencia de los tobillos de ambas extremidades inferiores, provocando que la víctima perdiera la vida.

Una vez que observaron que la persona había fallecido y con la finalidad de ocultar el cuerpo, uno de los intervinientes, se comunicó con su tío, a quien le dijo que se encontraba en frente de la casa de su hermano y requería su camioneta puesto que, irían a llevar “un jale”, por lo que el tío se dirigió a ese lugar, entre las 14:00 y 15:00 horas del mismo día, a bordo de un vehículo Dodge, línea RAM 1500, modelo 1998, color café, con placas de circulación del estado de Aguascalientes.

En el lugar, el conductor se percató que dos de los implicados abandonaban la escena, mientras que el acusado, en compañía de dos de los participantes, permanecieron en el sitio, por lo que les cuestionó qué había sucedido con la víctima, a lo que Aarón refirió que ya estaba muerto, derivado de que lo habían amarrado, mencionando uno de los sujetos involucrados que deberían dirigirse a la presa del Muerto, por lo que el acusado, acompañado de dos de los intervinientes, subieron al occiso al vehículo, retirándose del lugar.

Al arribar a la presa, Aarón, en compañía de dos sujetos, dejaron el cuerpo en el área de embalse, retirándose de la presa nuevamente a bordo de la camioneta; siendo encontrada la víctima, hasta el día 22 de mayo de 2019.

Por lo anterior, el occiso fue trasladado ante Investigación Pericial donde se le practicó la necropsia correspondiente, determinando los médicos forenses, que perdió la vida a consecuencia de una asfixia por estrangulación armada.

Con lo anterior, la Unidad Especializada en Investigación de Homicidios, integró la carpeta de investigación correspondiente y tras recabar los datos de prueba suficientes, consignó ante el Juzgado de Control a Saúl Aarón, para la determinación de su situación jurídica, por lo que en audiencia inicial, se le vinculó a proceso.

Tras presidir las diversas etapas procesales, el Juez de Control y Oralidad, emitió fallo condenatorio en contra de Saúl Aarón Heredia González, imponiéndole al sentenciado, una pena de prisión de 15 años, el pago de una multa y de la reparación del daño material y moral en favor de la familia del ofendido.