Se encaran Iván Sánchez del PRD y Arturo Avila de Morena. Corrupto y vendido se dicen

Se encaran Iván Sánchez del PRD y Arturo Avila de Morena. Corrupto y vendido se dicen

Redacción

Aguascalientes, Ags.-Se enfrascaron en debate en la estación de radio Universal en el programa Infolínea los candidatos a presidente municipal del PRD, Iván Sánchez Nájera y Arturo Ávila de Morena.

Todo comenzó cuando Ávila se encontraba en el estudio de la difusora presentando su propuesta de crear un tren de movilidad para el municipio de Aguascalientes.

En determinado momento entró la llamada de Sánchez Nájera quien lo tachó de corrupto por los contratos amañados de su empresa de blindaje, la cual incluso estaba siendo auditada, amenazado con llevar pruebas de sus dichos e invitándolo a que se quedara en el estudio para debatir de frente.

Ávila respondió  y le dejó en claro que no debatiría con él en persona al considerarlo “chiquito” y acusándolo de hacerle el trabajo sucio a Tere Jiménez, e incluso hizo mofa de la condición física del perredista  quién invitó a correr juntos para bajar unos “kilitos”.

“Te invito a correr juntos para ver si así me alcanzas aunque sea corriendo, porque en las preferencias electorales  estás lejos, a ver si aunque sea así alcanzas al ganso”, le dijo Ávila a su rival.

Posteriormente, el perredista arribó a las instalaciones de la difusora con las pruebas de sus dichos en mano, en la antesala de las instalaciones de esta empresa se encontraron ambos de frente, donde de inmediato Ávila lo conminó a dejar de ser un vendido del PAN y en contraparte Sánchez Nájera le contestó que dejara de ser un corrupto y de robar además de estar ligado al PRI.

“Tu te le vendiste a Tere Jiménez, si tienes algo que denunciar preséntalo ante las autoridades correspondientes y no ante los medios, échale ganitas, ponte a ver los problemas de Aguascalientes, no te pongas a ver los problemas de los empresarios”, le espetó Arturo Ávila a Sánchez Nájera.

“Eres un corrupto, vamos a debatir de frente a la ciudadanía, no salgas corriendo, da la cara y si, te lo digo ya presente la denuncia”, le respondió el perredista.

La situación por algunos minutos se volvió tensa, donde se caldearon los ánimos entre ambos.

Posteriormente, Ávila se retiró del lugar señalándole que no le iba a engordar el caldo e insistiendo en que lo invita a correr para alcanzar al “ganso”.