Guerra abierta…..

Guerra abierta…..

El Clarinetero

Aguascalientes, Ags.- La historia es cíclica, y en nuestro estado no es la excepción, el pleito entre los palacios de gobierno y el municipio de la capital creció hasta niveles muy altos y viene lo peor.

La intención de Teresa Jiménez de buscar ser la candidata y por ende pelear en las urnas por la reelección derivó en la molestia del inquilino del palacio mayor, Martín Orozco y como buenos panistas fieles a la tradición de luchas intestinas se desató una batalla que irá creciendo de aquí al 10 de marzo.

Cada cual buscará imponer su voluntad. En palacio de gobierno tienen la propuesta de que Julio César Medina un funcionario de bajo perfil para que sea el abanderado del panismo y aparezca en las boletas el 2 de junio. Este político que ha transitado en los gobiernos de los tres niveles todos emanados del blanquiazul no aparece como un rival de peso. Sin embargo su padrino ya lo dijo “las campañas son para conocerse“.

Enfrente, la presidenta municipal que goza de una gran imagen sobre todo mediática apuesta todo a ello para conseguir convencer la mayoría de las conciencias de los cerca de 7 mil militantes que habrá de decir el mes próximo quién desean que los represente.

Mientras tanto el desgaste será para Acción Nacional, para tiros o troyanos. Esta historia es repetida pero ahora con caras nuevas a viejas batallas. Hace más de 15 años fue entre Alfredo Reyes Velázquez y Luis Armando Reynoso, luego hace 12 años fue entre los compadres y hoy compañeros de grupo otra vez, Martín Orozco y Arturo González, con Reynoso en medio.

Las preguntas obligadas que hay qué hacer son; ¿Podrá Julio César Medina ser alcalde sin el apoyo del a presidencia municipal? y la otra ¿Podrá Teresa Jiménez ser reelecta como alcaldesa sin el apoyo del gobierno del estado?

En este momento podríamos decir que ha río revuelto ganancia de pescadores, sin embargo en el partido de enfrente que en esta ocasión no es el PRI y parece que no lo será más. O al menos no en los próximos 5 0 10 años.

Sino que ese instituto político es Morena, y ahí traen también un pleito de perros y gatos a más no poder. Incluso se puede decir qué su confronta es mayor a las de los blanquiazules. En primer lugar porque hay un grupo o quizás dos que no reconocen plenamente a su actual líder, el profesor Cuitláhuac Cardona y en segundo lugar porque hay un gran número de aspirantes a ser candidato a la alcaldía de esta capital, al menos siete.

Pero esa es otra historia. Retomando el tema de los panistas habría qué hacer otra pregunta ¿Serán capaces cómo lo han sido en la historia reciente de lograr restañar las heridas y salir en un sólido bloque (que no total) que les alcance para tener reales posibilidades de triunfo?.

Eso lo sabremos más adelante. Por ahora se librará una batalla que luce más como una guerra abierta en la que solo hay dos sopas. Una es que el inquilino del palacio mayor se salga con la suya e imponga a su delfín, Julio César Medina, para lo cual tiene a los principales liderazgos de los últimos 20 años, los llamados institucionales de su lado.

Y la otra es que resurja un nuevo grupo de políticos y tomé el control del partido como lo es, Teresa Jiménez que comenzó a crear su grupo nacida de la cabeza de Rubén Camarillo que en algún momento también perteneció a los institucionales.

Actualmente en la Nueva Generación Azul por así llamarle, está Marta González la hermana de Arturo González quien es maestro en traicionar. La diputada federal está aliada con Jiménez Esquivel, lo mismo que el exitoso comerciante que ha sido beneficiado por los gobiernos panista, Mario Alvarez Michaus, que a decir verdad no ha ganado nada en su vida política. Y su esposa, Alma Hilda Macías, quien fue diputada federal hace ya muchos años y estuvo cerca de 10 convertida en ama de casa.

Ellos aunque de alguna u otra forma han sido cobijados por los institucionales en diversas ocasiones buscan ser cabeza y no cola en un movimiento que les de para llegar a alturas insospechadas en el tema de la política local.

Así como el dinosaurio prianista, Alfredo Reyes Velázquez que el único logro que tiene es haber sido el primer alcalde de la capital, porque si evaluamos los contras son muchos más, como por ejemplo el haber ampliado la concesión a Caasa 10 años más cuando fue alcalde además de que se incrementó en 200 por ciento el costo del servicio del agua en su trienio. Este político por cierto cobra en gobierno del estado cómo asesor.

Pero también esa es otra cosa.

Ahora seremos testigos del presente inmediato cómo es conocer si se mantienen la hegemonía de los institucionales o sí la Nueva Generación Azul se logra imponer y alcanza su meta. La moneda sin duda señores y señoras está en el aire.

De última hora nos informaron que Martha González se regresó al redil con su hermano y por ende a apoyar a Medina Delgado.