Campañas en Aguascalientes: frío arranque

Campañas en Aguascalientes: frío arranque

 

 

Gilberto Valadez

Aguascalientes, Ags.- La campaña electoral que genera mayor interés entre la población de Aguascalientes no ha tenido el mejor inicio.

Dejando de lado militantes, simpatizantes y por supuesto los acarreados de siempre, el grueso de la población no muestra demasiada atención hacia el desempeño de los aspirantes a puestos de votación.  Aspirantes donde por supuesto se encuentra el futuro inquilino o inquilina de la antigua finca de los Rincón Gallardo.

Cualquiera dirá que es el primer ring de una buena pelea de boxeo. Lástima, que los boxeadores aquí involucrados llevan años en contienda.

Las justificaciones al desinterés pueden ser variadas. Un electorado mal acostumbrado a ver políticos en permanente campaña que pierde la brújula de cuándo estas dieron inicio; el escaso poder de convocatoria que ofrecen varios de los tiradores. Vamos, hasta puede argüirse la desilusión hacia los políticos tradicionales y que empieza a extenderse entre los llamados independientes.

PAN y PRI, los partidos que siempre se quedan con las mayores rebanadas del pastel en nuestro estado, recurren a citar mutuamente los pecados emanados de palacio estatal y municipal –cuyo tema merecería un texto aparte-, pero aún no le ofrecen propuestas atractivas a un público aburrido de escuchar las mismas canciones de siempre.

Sin mayores posibilidades de romper el bipartidismo en Aguascalientes, el resto de partidos de oposición han iniciado una campaña en cuanto a la revocación de mandato y dejar el puesto si en su momento así lo deciden los electores. Parece que la revocación llegará desde el día de la elección.

No olvidemos al independiente Gabriel Arellano que una vez más quiere recordarnos que sus creencias religiosas significan garantía de trabajo.

Pese al comienzo desangelado, existen algunos puntos que pudieran seguir dando de qué hablar en las próximas semanas. Es el caso del Partido Verde que impulsó la candidatura  a regidor de Orlando Adame en el municipio de Cosío.

Adame es integrante a la familia de Sergio Augusto López, cabeza visible del instituto en Aguascalientes, lo que no debería ser una novedad dado los antecedentes del ex legislador federal. Sólo que el aludido cuenta con antecedentes penales como lo reveló El Clarinete. Lo que quizá para los ecologistas pudiera ser un detalle menor, de ninguna manera debería serlo para la autoridad electoral que no ha tomado cartas en el asunto y deslindar responsabilidades en tono al futuro de Adame y si este puede acceder al Cabildo del  municipio más norteño de la entidad.

Otros interesados en posiciones en ayuntamiento o diputaciones en espera de lo que haga el abanderado a la gubernatura. Nunca saben brillar con luz propia en un proceso como este.

Así tenemos un arranque de campaña gélido de parte de los protagonistas. Ojalá y el público no se vaya antes de tiempo y se le olvide el detalle de ir a votar.