5 posiciones sexuales para disfrutar la intimidad durante el embarazo

5 posiciones sexuales para disfrutar la intimidad durante el embarazo

Starmedia

Estados Unidos.- El embarazo es una etapa en la que muchas cosas cambian en tu cuerpo, pero no debe ser pretexto para no sentirte bien contigo y disfrutar de tu sexualidad.

Si estás por ser mamá y no estás muy segura de cómo continuar con tu vida sexual por temor a hacerte daño o lastimar a tu bebé, hay algunas posiciones sexuales que puedes intentar con tu pareja que serán cómodas y placenteras para ambos mientras estas embarazada.

Una de las posiciones más cómodas para tener sexo durante el embarazo es donde la mujer está sobre el hombre, realizando esta posición la mujer embarazada puede controlar el grado de penetración e intensidad de la relación sexual, sin que su pareja cargue el peso.

Conforme pasen los meses, la barriga del embarazo crecerá y será más complicado hacer algunos posiciones, una posición para tener sexo durante el embarazo que es cómoda, placentera y que a él le encantará es ponerte “de perrito”; la mujer se pone en “cuatro patas” y el hombre penetra por detrás. Esta posición es cómoda para las embarazadas porque la panza no le estorbará para realizar movimientos y será él quien tenga que moverse y controlar la intensidad de la penetración.

Ponerse “de cucharita” es una de las posiciones para tener sexo en el embarazo más cómodas para ambos. Al estar recostados de lado, la penetración no es tan profunda pero la barriga no se interpondrá entre tú y tu pareja y tendrán brazos y piernas libres; es una buena posición para comenzar a calentar motores.

Algo más que puedes intentar con tu pareja es que se siente en una silla y tú colocarte sobre él, dependiendo del estado de tu embarazo puede ser de frente o de espalda; si tu barriga es muy prominente, es más recomendable hacer de espalda, pero si aún es pequeña, puedes hacerlo de frente, es una de las posiciones sexuales más placenteras para las embarazadas.

Para evitar que tu pareja aplaste tu barriga, puedes colocarte en el borde de la cama boca arriba, justo con el trasero en la orilla de la cama, él tendrá que colocarse delante de la cama parado o de rodillas y sostener tus piernas; la penetración será fácil y aunque la panza sea grande no será impedimento para disfrutar de esta posición.